• 19/06/2020
    • "No vamos a dejar a su suerte a los deportistas ni a 37.000 empresas vinculadas al deporte"

    • Quiere que el deporte sea "la punta de lanza en la España que emerja de esta crisis"



      irene lozano csd empresasLa secretaria de Estado para el Deporte, Irene Lozano, afirmó este viernes que el Consejo Superior de Deportes (CSD) no dejará "a su suerte" a los deportistas españoles ni a las cerca de 37.000 empresas del sector, y mencionó entre las líneas prioritarias de su mandato potenciar el deporte femenino, la inclusión de personas con y sin discapacidad, la alta competición, erradicar la violencia y la lucha contra el dopaje.

      Lozano hizo estas consideraciones en su primera comparecencia en la Comisión de Cultura y Deporte del Congreso de los Diputados, durante la cual desgranó las actuaciones llevadas a cabo por el CSD en el marco de la crisis sanitaria del Covid-19, enfermedad causada por el último coronavirus.

      Indicó que la emergencia sanitaria ha generado una situación "insólita" porque "no es fácil cuantificar el daño económico" generado al mundo del deporte. "No vamos a dejar a su suerte a los deportistas. Tampoco lo vamos a hacer con las casi 37.000 empresas vinculadas en España con el sector deportivo y que cada mañana suben la persiana para ponerse a trabajar y que lo están haciendo en condiciones muy difíciles", apuntó.

      Lozano destacó que el sector del deporte genera alrededor de 22.000 empleos directos, de los que la mayoría son de personas jóvenes, "menos vulnerables a la crisis sanitaria, pero más vulnerables desde el punto de vista económico, laboral y social".

      "El Consejo Superior de Deportes velará por que el deporte no sólo no se quede atrás, sino por que sea punta de lanza en la España que emerja de esta crisis. En suma, que el deporte sea uno de los elementos que nos ayuden a encarar el futuro con mejores perspectivas", sentenció.

      Trabajará para impulsar el deporte femenino, la inclusión, la alta competición y erradicar la violencia

      EJES Y ACTUACIONES

      Por otro lado, Lozano desgranó cinco grandes ejes para proteger a los deportistas y el tejido económico y social del deporte tras la crisis del coronavirus: la transformación digital, el valor estratégico del deporte en la reputación internacional de España, una nueva estrategia nacional de deporte y hábitos saludables, reforzar la inclusión social a través del deporte en el contexto económico posterior al Covid-19 y el deporte seguro en el marco de la llamada 'nueva normalidad'.

      A partir de esos ejes, Lozano enumeró algunas actuaciones que pretende impulsar desde el CSD, como el deporte femenino, el deporte inclusivo de personas con y sin discapacidad, el apoyo a los deportistas españoles de alta competición, adaptar la normativa española a la Agencia Mundial Antidopaje y un compromiso contra la violencia en el deporte.

      CAMBIOS LEGISLATIVOS

      Respecto a las reformas legislativas que va a acometer el CSD en esta legislatura, Lozano situó como prioridad la reforma de la Ley del Deporte, que data de 1990 y para la que existe un anteproyecto aprobado el pasado año por el Consejo de Ministros, que ha recibido 150 aportaciones de mejora.

      La nueva Ley del Deporte incluirá como aspectos fundamentales el reconocimiento del deporte como derecho; la promoción de la igualdad real y efectiva en el deporte ("por primera vez tanto la igualdad de la mujer como la realidad LGTBI aparecen de modo visible", según comentó Lozano); dar pasos en la erradicación del racismo, la homofobia y la xenofobia; progresar en la gobernanza y transparencia de todos los agentes deportivos; la inclusión; el fomento de la actividad física; la garantía de protección de la salud de los deportistas; el deporte de base; el deporte universitario, y la reputación internacional del deporte.

      Además, Lozano pretende regular las profesiones del deporte, un tema del que admitió que existen "fricciones" entre federaciones nacionales y autonómicas; actualizar la ley de lucha contra el dopaje (que debería llevarse a cabo antes de que acabe 2020); un real decreto sobre deportistas de alto nivel y deportistas de alto rendimiento que modifique el de 2007 para incluir situaciones como embarazo, lactancia o maternidad, y un real decreto de seguro obligatorio para actualizar las cuantías, que datan de 1993.


  • << Volver